Aprender sin pensar es inútil. Pensar sin aprender, peligroso.
 
Confucio