Nada hay en el mundo tan común como la ignorancia y los charlatanes.
Cleóbulo de Lindos