Cuando se habla de mujeres al vértice, siempre hay alguien dispuesto a levantar la mano y a sentenciar perplejidades. La revista inglesa Hampton-Alexander ha tenido ocasión de abordar cuestiones específicas sobre la participación de las mujeres en los consejos de administración de las empresas que cotizan en la Bolsa de Londres y, en base a las respuestas de ejecutivos y directivos, ha compilado un original ranking: “Las diez peores excusas para no permitir a las mujeres subir al vértice de las empresas”. Las respuestas no nos sorprenden a las mujeres, es más, algunas nos arrancan una sonrisa.

¿Quieres conocer las respuestas?

1- No creo que las mujeres se sientan cómodas en los consejos de administración.

2- No hay suficientes mujeres con la experiencia y requisitos adecuados para ingresar en nuestro consejo.

3- A la mayoría de las mujeres no les gusta la presión y la competitividad que se crea las juntas directivas.

4- Los inversores no están interesados en la composición de la junta directiva, ¿por qué tendríamos que estarlo nosotros?

5- Los otros consejeros no recibirían con agrado el nombramiento de una mujer.

6- Las mejores ya han sido reclutadas por otras compañías.

7- Tenemos una mujer ya en el consejo, ahora que lo hagan las otras empresas.

8- No hay asientos vacíos en este momento en el consejo, cuando los haya lo pensaremos.

9 – No hay suficientes mujeres experimentadas en este sector.

10 – No puedo nombrar a una mujer solo porque quiero.

Tal vez más que sonreír, estas respuestas hacen que se nos caigan los palos del sombrajo, ¿verdad? Por otra parte, una encuesta tampoco es algo definitivo, debe tomarse como lo que es, una encuesta. Lo que sí emerge de ella, al menos en mi opinión, es que una sociedad verdaderamente equitativa e igualitaria requiere, ante todo, un cambio cultural que necesita, para realizarlo, esfuerzo y un largo recorrido.

Lo positivo es que el tema es de gran actualidad en todos los países europeos: con el objetivo común de aumentar la presencia de mujeres en los consejos de administración de las mayores compañías antes de 2020.

Curiosamente, (o quizás no), el mismo día -el 31 de mayo- en el que leí el artículo de la revista inglesa, leí también que en Madrid se presentó la Red ‘Mujer, talento y liderazgo’, gestionada por el Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades con el objetivo de promover una mayor representación de mujeres en los comités de dirección y consejos de administración de las empresas.

La Red, además de las mujeres que han participado en los proyectos de desarrollo y liderazgo femenino profesional promovidos y financiados por el Instituto de la Mujer (más de 680 directivas hasta la fecha), estaría integrada por las mujeres del proyecto Promociona y del programa Desarrollo Directivo, realizados respectivamente en colaboración con CEOE y con la EOI.

A través de la red social LinkedIn, las profesionales podrán compartir información e intereses y se proporcionarán perfiles a cazatalentos y a empresas que busquen candidatas para cubrir vacantes en sus órganos de dirección y consejos de administración. Además, todo esto se dinamizará a través de Twitter. De hecho, en la presentación, intervinieron también las directoras de LinkedIn Iberia, Sarah Harmon; Google España y Portugal, Fuencisla Clemares; y de Twitter en España, Nathalie Picquot.

Lucía Cerón, directora del Instituto de la Mujer y para la Igualdad de Oportunidades (hasta la fecha de salida de nuestra edición), recordó que, entre 2011 y 2017, la participación femenina en los consejos de administración de las empresas del IBEX 35  se ha incrementado en 11 puntos, llegando al 22%, y que el 26% de las pymes cuenta ya con más de un 40% de mujeres en sus consejos.

Queda mucho camino por delante, pero no hay duda que España está avanzando. Desde Mujeremprendedora seguiremos dando visibilidad al poliédrico universo del emprendimiento femenino, convencidos que la visibilidad es un primer paso hacia un cambio de paradigma cultural.

En MujerempreMujer 204ndedora 204