Entrevistas

«Soy una firme defensora de la cultura del conocimiento y del esfuerzo»

ENTREVISTA A ARACELI DE LA FUENTE, Directora de Comunicación Corporativa de Mitsubishi Electric Europe

¿Puede darme algunas pinceladas sobre su formación y su carrera profesional?

Sí, claro. Mi carrera profesional es fruto  de  haber cursado  una Ingeniería  en un momento en que el estudiar una carrera técnica era garantía de poder trabajar en una multinacional de perfil  tecnológico. Y, por cierto,  era bastante atípico que las mujeres eligiéramos este tipo de carreras universitarias. Posteriormente, y como complemento imprescindible para el desarrollo profesional, cursé un Executive MBA en el Instituto de Empresa.

Desde el primer momento, empiezo a desarrollarme profesionalmente en el mundo del Marketing y tengo la fortuna de poderme mover por multinacionales de diferentes orígenes: americana (Carrier), sueca (Electrolux), italiana (Ferroli), koreana (LG)  y ahora, en la actualidad, Japonesa (Mitsubishi Electric).

El paso por grandes compañías con grandes diferencias culturales me ha ayudado a crecer tanto a nivel profesional como a nivel personal. El aprendizaje que supone el día a día en entornos multiculturales  es, posiblemente, lo más enriquecedor de mi trayectoria; y, además, me ha permitido seguir creciendo.

Usted es ingeniera técnica industrial: ¿Qué le ha empujado a elegir esta carrera? ¿La pasión, una serie de circunstancias o el ejemplo de otra persona?

Fue muy simple: me gustaban mucho más las asignaturas de ciencias que las de letras, era mucho mejor en ellas y, además, coincidió con el momento del boom en el mundo de la tecnología. Podría decir que hubo una parte de elección y otra de “dejarme llevar por  el momentum…”.

Grupo Ferroli, LG y ahora Mitsubishi… Usted tiene más 20 años de experiencia en el sector digital y tecnológico ; siendo mujer, ¿ha encontrado dificultad en posicionarse?

La realidad es que no creo haya encontrado muchas más dificultades por el hecho de ser mujer o, al menos, no he sido consciente de ello.  Moverme en entornos de grandes  diferencias culturales con respecto a la cultura europea y, más en concreto, con respecto a la mujer en muchas ocasiones no ha sido sencillo. Dificultades y esfuerzo ha habido  mucho. Soy una firme defensora de la cultura del conocimiento y del esfuerzo y creo  que toda la gente de mi generación, hombres y mujeres, hemos crecido profesionalmente gracias al esfuerzo realizado. Y, aunque me gustaría decir que mi situación es la generalidad, la realidad es que no es así. En base a mi experiencia, creo que la maternidad es el gran factor diferenciador.

¿En Mitsubishi, en qué porcentaje están presentes las mujeres y en cuáles niveles? ¿Tenéis un plan de igualdad? (podemos limitar la pregunta a la sucursal en España)

No solo tenemos un Plan de Igualdad sino que formo parte el equipo que está liderando la implementación del Plan. Afortunadamente, estamos algo mejor que la media de compañías afines pero hay que seguir trabajando para que las oportunidades sean siempre las mismas para todos. Desde mi punto de vista, la base de la igualdad -también empresarial- consiste en ofrecer  mismas posibilidades  de desarrollo a todo el mundo.  Una vez, sentadas las bases correctamente, no hay lugar para las diferencias.

Como Directora de Comunicación Corporativa, ¿Qué grandes proyectos le gustaría destacar?

Mitsubishi Electric es una compañía que lleva en su ADN la innovación y el desarrollo. De hecho, llevamos 4 años consecutivos siendo la primera compañía de Japón en número de patentes y la tercera del mundo. Por tanto, día a día podemos ofrecer productos al mercado que realmente marcan una diferencia en cuando a eficiencia energética,  mejora de la calidad de interior,  y que efectivamente ayudan a Construir una Sociedad Mejor.

Pero como tenemos que centrarnos en algo concreto, me gustaría mencionar algo que va más allá de nuestros desarrollos tecnológicos y que es el Plan de Sostenibilidad y Visión Medioambiental  2030 que lanzamos en el 2019 y que venimos implementando tanto a nivel local como internacional desde entonces. Este Plan, entre otras cosas, consiste en la implementación de acciones concretas para cumplir con todos los Objetivos de Desarrollo Sostenibles con especial foco en los ODS 3, 7, 9, 11 y 13 en este momento en concreto. Todos ellos están vinculados, como decía anteriormente, a construir una Sociedad mejor y a dejar un mejor legado a nuestros descendientes. En paralelo, además, estamos incrementando notablemente nuestras acciones de Responsabilidad Social Corporativa cubriendo un amplio espectro que incluye desde acciones vinculadas con la educación, con el ahorro energético y, últimamente, con un plan ad hoc diseñada para acciones puntuales y que hemos denominado PLAN COVID-19.

…la base de la igualdad -también empresarial- consiste en ofrecer  mismas posibilidades  de desarrollo a todo el mundo.  Una vez, sentadas las bases correctamente, no hay lugar para las diferencias.

¿Cómo ha afectado la COVID-19 a vuestro sector en España y cuál ha sido la respuesta de Mitsubishi para hacer frente?

Desde el inicio de la pandemia, en Mitsubishi Electric priorizamos la salud de empleados, clientes y partners garantizando la continuidad del negocio. Empezamos a teletrabajar la primera semana de marzo (nos anticipamos a las decisiones oficiales) y a día de hoy, aunque hicimos un intento de volver progresivamente en Octubre, don el repunte ocasionado por la variante Omicron, decidimos volver al 100% de teletrabajo. Y hasta hoy,  seguimos así.

Durante este período de teletrabajo, todos los centros  se han equipado con la tecnología más innovadora de filtración, ventilación y purificación  para garantizar la mejor Calidad de Aire Interior y que la  vuelta a las mismas se realicen con total confianza. Desde el punto de vista de negocio, los resultados han acompañado gracias al comportamiento anticíclico de algunos negocios, como por ejemplo el aire acondicionado y el crecimiento  en todos los productos relacionados con la mejora de la Calidad de Aire Interior.

Desde su perspectiva, ¿Cuál es su previsión para 2022?

A nivel negocio, positiva. Los españoles somos rápidos y, si la pandemia nos lo permite, los sectores críticos para nuestra economía, como por ejemplo el Turismo arrastrará crecimiento en otros muchos negocios.

Una última pregunta: ¿Usted logra conciliar su vida profesional y familiar?

Pues, siendo sincera, dependiendo del momento concilio más o menos. Creo que nos pasa a todos…

He leído también de su compromiso por desarrollar acciones de voluntariado en Uganda, en Sri Lanka… ¿me cuenta en síntesis de estas actividades?

Antes de nada quisiera comentar que soy una persona apasionada de los viajes,  sobre todo, a destinos que tengan poco que ver con nuestro día a día. Consecuencia  de estos viajes, y tras  de encontrarme con situaciones realmente adversas,  me planteo poder realizar acciones de voluntariado en campo.

Y en estos 2  casos concretos que mencionas, ambas colaboraciones para favorecer la incorporación de la mujer al trabajo, muy diferentes cada una de ellas puesto que la situación de la mujer en Africa tiene unos condicionantes muy diferentes a los de Asia.

De todos es sabido que en África quien realiza el trabajo duro es la mujer pero, en cambio, no percibe ningún beneficio por  él. El objetivo de este programa era ofrecer a estas mujeres (bien fueran del campo o de la ciudad) la posibilidad de conseguir un retorno de ese trabajo realizado.

En el caso concreto de Uganda, la  acción destinada a mujeres ofrecía microcréditos para crear su propio negocio. Mi proyecto consistió  en la participación en una  mini Escuela para niños que, aún teniendo familia, no tenían recursos para acceder a la educación. Además de la creación y mantenimiento de un pequeño “huerto” que permitía la venta de todos los productos cultivados. Y de esta manera vivían profesores, alumnos y la propia familia.

En Sri Lanka, el  proyecto tenía como foco el  empoderamiento de mujeres menores de 25 años desfavorecidas socialmente debido a situaciones  muy críticas y culturalmente no aceptadas por su sociedad (violaciones reiteradas, mujeres repudiadas por sus maridos…) Estas jóvenes eran recluidas temporalmente en centros para dotarlas de formación profesional que les permitiera acceder al mundo del trabajo (jardinería, costura, peluquería..) Tras 6 meses de colaboración en campo, puedo decir que, a pesar de la situación, es una de las experiencias más gratificantes de mi vida.

Como resumen, podría decir que podemos sentirnos afortunadas  por pertenecer a la sociedad europea, con sus más y sus menos. Pero, lamentablemente, queda mucho trabajo por hacer fuera de nuestras fronteras.

Anna Conte

 

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.